martes, 12 de abril de 2011

Two Shoot: Amor de Sal (parte 2)

Unos minutos después respondí...

-Vale, andando-. Sonreí parándome abrupta y animadamente, mientras que Anto sonreía siguiéndome.

-El amor te enloquece-. Rio mientras subíamos a mi Porshe azul ultramar.

-Caya hermanita mía, que también vamos por tu culpa,  tu insististe en que vayamos... aparte tengo un buen presentimiento-. Dije con una media sonrisa, a sabiendas que no podría contradecir lo que dije, ganándome una mirada de curiosidad de mi hermana.

-Odio que me ocultes información-. Refunfuño mi hermana mientras yo daba vuelta en la calzada del estacionamiento cercano a la playa.

-¿Yo ocultando algo?, ¿Pero por quien me tomas?-. Pregunte haciendo mi mejor cara de inocencia.

-Hay Yessmar-. Dijo Anto rodando sus ojos color miel... En cuanto el auto estuvo estacionado mire a mi hermana con nerviosismo   y dije:

-¿Cual es el plan?-.Interrogue asustada ante la expectativa.

-Supongo que improvisar-. Contesto con una leve risilla de angustia... Ambas suspiramos y un poco mas animadas bajamos del coche y nos encaminamos a la playa, era sorprendente ver como a pesar de ser de noche había gente en la calle, fogatas y una que otra lunada en la playa.

-Anto, estamos locas por haber venido, ¿Sabes?-. Comente mientras intentaba caminar sobre la arena sin llegarme a tropezar o llenar mis sandalias de más arena.

-El amor es un estado temporal de locura, ¿Que no?- Dijo mi hermana con una sonrisa en su rostro, yo me voltee un momento para contestarle por su frase tan acertada, cuando de repente Anto tropezó con la correa de su sandalia yéndose de bruces y de paso llevándome consigo.

-¡Hay!-. Lloriqueo mi hermana sobándose la cabeza, para después rodar sobre su costado para intentarse levantar.

-¿Estas entera?-. Pregunte con una leva sonrisa en los labios, a fin que la caída no había sido tan dura.

-Claro, caí sobre ti, serviste de acolchado-. Rio Anto, justo cuando iba a soltar una risotada a las espaldas de mi hermana vi al chico que conocí hoy en la playa... Jassper.

-¿Se encuentran bien?-. Pregunto preocupado, mientras nos ayudaba a poner en pie.

-Si, gracias Jazz-. Dije con una gran sonrisa y un leve sonrojo... ¿Que cada vez que lo vea me tengo que caer?, suspire pensando en que son coincidencias... o eso espero...La mirada intrigada de Anto me saco de mis cavilaciones, por lo que añadí: -Hermanita el es... Jassper el chico del que te hable, Jazz ella es Antonela, bueno Anto para los amigos, mi hermana-. Dije a modo de presentación mientras intentaba controlar mi sonrojo.

-Un gusto-. Contestaron simultáneamente.

-A todo esto... ¿Como es que están por aquí?-. Pregunto Jassper acertadamente.

-Es que... Anto y yo teníamos... ganas de... pasear-.Dije improvisadamente guardando de golpe todo el aire que tenia, esperando que creyera lo que dije.

-Ya veo… ¿Quieren ir a caminar?... no muy lejos hay una lunada de algunos conocidos míos, ¿Vienen?-. Invito Jassper animadamente, a lo que mi hermana respondió un fuerte y alegre:

-¡Por supuesto!-. Dijo Anto mientras me tomaba del brazo y me remolcaba hacia Jazz, quien me miraba curioso, su mirada era muy fija y penetrante, por lo que yo termine por bajar la mía y decidirme por solo mirar la arena bajo mis pies.

Caminamos unos minutos, en un silencio raro, ni cómodo ni incomodo… simplemente raro ya que todos abríamos la boca para decir algo pero no salía palabra alguna de ella, suspire cruzándome de brazos en un intento de resguardarme un poco del viento helado, generalmente no soy nada friolenta pero tal vez los nervios contribuían a que me diera mucho mas frio.

A los pocos instantes una fogata con malvaviscos asándose sobre de ella, a su alrededor estaban una chica de cabello castaño oscuro sobre los hombros, un chico muy blanco y de cabello negro azabache corto, y un chico de cabello desordenado cobrizo… el cual logro atraer la atención de mi hermana.

-Chicos, ella es Yess y ella es Anto su hermana-. Dijo Jassper presentándonos, mientras que todos los mencionados anteriormente levantaban su mirada hacia nosotras.

-Mucho gusto, soy Amanda-. Se presento la chica de cabello oscuro.

-Un placer-. Respondimos mi hermana y yo al unísono.

-Soy Damon y el es mi primo Edward-.Dijo el chico de cabello negro, a lo que el de pelo cobrizo solo asintió…. Hasta que su vista se poso en mi hermana Anto, sus ojos verde jade brillaron con una gran intensidad… de repente el ojiverde se paro del tronco  donde había estado sentado hace unos instantes tomo la mano de mi hermana y dijo:

-Un placer conocerte, soy Edward-. Anuncio para después depositar un pequeño  beso en el dorso de la mano de Anto,  a lo cual ella sonrió levemente para después sonrojarse furtivamente.

-Gracias, el gusto es mío. Me llamo Anto-.Dijo mi hermana después de unos segundos de estar prácticamente catatónica ante la mirada de Edward.

-Siéntense por favor-. Dijo Amanda con voz dulce, mientras nos daba un plato con bombones asados a cada una.

-Gracias-. Respondí mientras me sentaba en el tronco junto a Jassper, ya que mi hermana seguía hipnotizada con Edward, y ambos estaban enfrascados en una plática sobre sus gustos de música.

-Parece, que se gustaron, ¿Cierto?-. Sonrió melancólico Jassper.

-Ya lo creo-. Dije riendo por lo bajo, pronto el grupo se dividió un poco, Amanda y Damon se dedicaron a ignorar a todos y  simplemente mirar las estrellas, Anto y Edward seguían hablando lo que me daba mucho gusto, nunca había visto a mi hermana tan feliz al lado de ningún chico, yo sabia que estaba enamorada… y espero y se que será por mucho tiempo….

-¿Qué piensas?-. Pregunto Jassper de repente con su voz algo apagada.

-Que me da gusto ver a Anto tan contenta-. Sonreí soltando un leve suspiro.

-Es lindo como ver los demás se enamoran, sin embargo cuando lo vives sientes que el tiempo te falta… y cuando menos lo piensas estas lejos de ese ser-. Murmuro quedamente Jassper, mas para si mismo que diciéndomelo a mí.

-¿Por qué siempre dices eso?-. Pregunte preocupada poniendo mi mano derecha sobre su enmarañado cabello rubio.

-Es mejor no decirlo Yess-. Dijo Jassper con voz parca quitando mi mano de su cabello y parándose del tronco para echarse a correr molesto hacia el lado contrario de donde estábamos…  Apesadumbrada y sobresaltada mire a Anto y dije:

-Vuelvo enseguida, no se angustien-. Dije caminando hacia donde había corrido Jassper, sin esperar la respuesta de nadie.

-Yess, ve con mucho cuidado, ¿Quieres que te acompañemos?-. Pregunto Anto mortificada, yo solo voltee sobre mi hombro y con la voz mas tranquila que pude proferir en esos momentos dije:

-No, si no lo encuentro pronto, vengo por ustedes a que me ayuden, ¿Vale?-. Conteste caminando a paso un poco más rápido, las lágrimas de dolor ya se arremolinaban en mis ojos y no quería dejar que mi hermana me viese llorar, no le quiero preocupar.

-Cuídate-. Murmuro Anto a sabiendas que yo no contestaría, me seguí derecho con sollozos atorados en mi garganta y lagrimas rodando inevitablemente por mis mejillas, no comprendía el actuar de Jassper… es que… y si… solo fue un juego…. Y si yo malentendí todo…  Pensaba para mis adentros con el corazón adolorido.

Cuando después de mucho caminar me iba a dar la vuelta para buscar a los demás y me ayudasen, escuche la voz de Jassper, sollozando y gimiendo al llorar.

-¿Por qué me tenia que enamorar?, ¿Por qué la tengo que hacer sufrir?, ¿Por qué simplemente la ola no llego ese día en la mañana y me destruyo… llevándose consigo este sufrimiento-. Lloraba Jassper atormentándose a si mismo, sin comprender mucho de que hablaba, me acerque sin hacer ruido y sin que me viera y aunque algo dudosa de poco en poco fui acercando mi mano hacia su espalda y le di pequeñas palmaditas, a lo que no reacciono por lo que lo abrace, a pesar que mis brazos eran pequeños como para rodearlo por completo.

-El amor duele mucho… pero es parte de ser personas, es algo que nos hace crecer, madurar… no te angusties cálmate, la culpa no es tuya sino mía, por juzgar mal las cosas-. Dije consolándolo pero partiéndome a la vez el corazón.

-¿Por qué piensas eso?-. Pregunto con la voz pastosa de haber llorado tanto, y con sus ojitos azul cielo, vidriosos con lágrimas aun en los ojos.

-Me vi demasiado efusiva, y tal vez eso te molesto… quiero que sepas que no te preocupes por eso… yo entiendo que estuvo mal… perdóname-. Dije mientras me enderezaba y me volteaba para que no viese las lágrimas salir de mis ojos, Jassper tomo mi mano y jalo de ella hasta atraerme a sus brazos,  no aguante más y comencé a llorar de tanto dolor que mi corazón sentía.

-Al contrario  Yess, yo siempre te quise, y te querré es solo que no debería de haber dejado que te enamoraras de mi, solo te hare sufrir mas-. Susurro Jassper cerca de mi oído para después añadir: -Yess mírame, por favor…-. Levante levemente mi rostro, para mirar sus ojos los cuales atraparon mi mirada.

-¿Por qué siempre te empeñas en decir eso?, ¿Por qué nunca te explicas bien?-. Pregunte entre sollozos.

-¿Recuerdas hace 15 años que viniste a esta playa con tu hermana, tú mama y tú papa?-. Pregunto Jassper, causando que yo lo mirara confundida.

-¿Cómo lo sabes?-. Pregunte extrañada.

-Responde a mis preguntas Yess, para que pueda responder a las tuyas-. Dijo Jassper sin responder de nuevo mis dudas.

-Si, aun lo recuerdo, ¿Por qué?-. Pregunte cada vez mas confundida.

-Esa tarde que vinieron a la playa, las olas había subido mucho y una de ellas toco mi pie…despertándome, confundido camine un poco hasta que a lo lejos oí la risa de una pequeña una risa leve y de dulce cadencia, observe a aquella niña jugar hasta que su madre la llamo a comer, no sabia porque me pareció conocida, de repente escuche su llanto ya que ella discutía con su padre el no querer comer champiñones, después de mucho pelear el padre la regaño y….-. Antes de que Jassper pudiera continuar con el relato, inconscientemente yo lo seguí…

-Y puso fuera de mi alcance mi paleta helada de mango, yo me enoje mucho porque me había comido todas las verduras excepto el champiñón que me parecía repugnante… del coraje comencé a sollozar, y de repente sin saber de donde… un chico rubio de ojos azul cielo se acerco a mi con una dulce sonrisa y me pregunto: ¿Qué te sucede?, a lo que yo respondí que me quitaron injustamente mi “postretito”… el rio tomo el plato con la paleta y me lo entrego con una gran sonrisa, yo solo dije: gracias y me fui corriendo con mi paleta de vuelta a donde Anto… ya que ella me llamaba-. Dije sonriendo con añoranza… cayendo en cuenta de golpe en dos cosas… la primera Jassper… era aquel chico que me dio mi paleta helada cuando niña, y también era la estatua de arena que vi esta mañana… por eso el decía que no podía estar conmigo… era… una estatua de sal…

-¿Cómo?-. Pregunte sin mucho aire.

-Hace mucho tiempo, yo viví aquí, amaba esta playa era lo único que me daba consuelo… un día la corriente me atrapo y cuando me devolvió a la playa me sumí en la arena… patalee y patalee… no logre salir… cuando me hallaron ya era tarde… mi alma se quedo enjaulada aquí… años después un artista hizo la escultura en la cual me viste…. Y cada cinco años cuando las olas tocan la arena yo puedo estar 20 horas libre… después vuelvo a mi confinamiento de arena… por eso no te quiero hacer sufrir Yess… no te mereces esto… mereces algo como Anto… un humano de verdad-. Murmuro tristemente.

-Ya veo… no te angusties… no tengas miedo de lo que habrá mañana solo piensa en el hoy, en lo mucho que me quieres y en lo mucho que yo te quiero, es todo…-. Sonreí dándole un beso en la mejilla, mientras el me miraba confundido.

-Pero aunque este contigo hoy, mañana no…no sufras por mi, vete es lo mejor-. Dijo soltándome mientras me ayudaba a parar y me empujaba de vuelta a donde estaba la lunada con los chicos…

-No yo no me voy, no voy a sufrir, es algo que decido yo… decido quererte siempre… guardarte en mi corazón como mi amor de sal-. Dije tomando su mano entre las mías.

-Gracias, por darme el amor más grande que eh experimentado-. Sonrió abrazándome, al poco rato nos sentamos recargados en las rocas… no supe cuando solo me quede dormida…

Cuando desperté a mi lado solo había una rosa y una nota… con un nudo en la garganta abrí aquella carta que decía…

Mí querida Yess:

Gracias por hacerme el joven más feliz en la tierra
Gracias por los suspiros que me diste, y por enseñarme a amar…
Gracias a ti aprendí mi última lección la que me faltaba para poder llegar al cielo… por ti es que me puedo ir… eres un alma dulce y bella… dejo una parte de mi cuidándote… y… te prometo que desde haya arriba vigilare que un hombre tan bueno como tu lo mereces llegue pronto a tu vida…
Te ama por siempre Jassper.

Solté un sollozo de dolor, mi amor había trascendido… me dolía dejarlo ir pero era así como debía ser… desde ese día agradezco a Dios por haberme dado la oportunidad de entender lo que es el verdadero amor, el amor es entrega…el amor es dejar ir a ese ser tan especial en busca de algo mejor, de trascender…

Hace muchos años ya de eso, ahora mi hermana y Edward son esposos y tienen tres bellos hijos, (mis adorados sobrinos), hicieron una pareja hermosa… era otro de los recuerdos lindos que dejo Jassper… no se si algún día la otra parte de su alma vuelva pero si es así… estaré aquí esperando…

Tu lugar es a mi lado, hasta que lo quiera Dios, 
hoy sabrán cuanto te amo, cuando por fin seamos dos.
Yo nunca estuve tan seguro, de amar así condición,
mirándote mi amor te juro, cuidar por siempre nuestra unión....

Hoy te prometo amor eterno,
 ser para siempre tuyo en el bien y en el mal,
hoy te demuestro cuanto te quiero amándote hasta mi final....

Lo mejor que me ha pasado fue verte por primera vez,
y estar así de mano en mano, es lo que amor siempre soñé..

 Hoy te prometo amor eterno,
ser para siempre tuyo en el bien y en el mal,
 y hoy te demuestro cuanto te quiero amándote hasta mi final....

 Hoy te prometo amor eterno,
 ser para siempre tuyo en el bien y en el mal,
 hoy te demuestro cuanto te quiero amándote hasta mi final....

 Hoy te prometo amor eterno,
amándote hasta mi final....


****************************************
Mis niñas!!; espero no haber decepsionado a nadie,
La parte dos de este two shoot fue muy compleja de realizar
Pero bueno, por fin aquí esta!!
Espero que me dejen como siempre sus bellos comentarios que me
Incentivan a seguir haciendo esto que tanto amo, escribir…
Un beso enorme
Yess de Withlock*.*
PD/ Mañana publico un capi de crónicas, bye!
 La letra es la de Amor imposible del IL DIVO

2 comentarios:

DarkPrinccs dijo...

eres.... INCREIBLE!!!!!!!! me has echo llorar, malita, parezco una laguna de llanto!!!!!!!
Ahi corazon, que bello lo que escribiste, tan hermoso, la enseñanza que dejas, por Dios!! me llevare el fic a mi blog, y ese final con el tema que mas amo de il divo... aii niña, tan feliz que me haces con tus escritos, te quiero tanto Yess..
Uy ahora me pondre a escribir para ti, ya veras, ya veras n.n

En verdad que te quiero Yess, y que adoro como escribes, es tan adorable esta fic, la amo y aqui en mi corazon se queda impregnada para siempre!

Je t' aime..

Atte: Anto

Roxana dijo...

YESS ME ENCANTAA TU BLOG COMO ESCRIBES SIGUE ASI :) LA HISTORIA ME GUSTO MUCHO!!
POR CIERTO YA TE E AGREGADO UN BESITO GUAPA!!
YA HE ACTUALIZADO PASATE SI QUIERES
CUIDATEE!
TE QUIERE LUNA DE AMANECER
www.lunademanecer.blogspot.com